Danio albolineatus, Danio perla

Danio albolineatus (Pez danio perla)

Características, origen e información útil para los aficionados

Perfil de la especie Danio albolineatus, pez Danio perla:

Apariencia Origen Dieta Comportamiento Hábitat y cuidados Sexo Reproducción Perfil

Si quiere poner un pez bonito y tranquilo en su acuario doméstico, no puede equivocarse con el Danio perla no puede hacer nada malo. Esta especie poco complicada con sus colores iridiscentes es resistente, fácil de cuidar y se lleva bien con casi todos los demás peces pacíficos. El atractivo Danio perla es un pequeño pez carpa que puede mantenerse bien en un tanque de 90 litros, donde se multiplica fácilmente.

Nombres científicos: Danio albolineatus
Nombres comunes: Danio perla
Tamaño: 5 – 5,5 cm
Temperatura: 16 – 25 °C
Mantenimiento: fácil
Tamaño del acuario: 90 litros

Origen y distribución

Esta especie apareció por primera vez en Europa en 1911 y rápidamente se convirtió en un pez popular en la acuariofilia. Su hábitat nativo son los arroyos y ríos claros y caudalosos de Myanmar, Tailandia y Sumatra. El pez también se ha encontrado en Laos, Camboya y Vietnam. La principal área de distribución son las grandes cuencas fluviales, como el Mekong, el Chao Phraya, el Mae Klong, el Irrawaddy y el Salween.

Dependiendo de la ubicación, el pez muestra diferentes colores, lo que ha hecho que este pez reciba varios nombres científicos, aunque todos ellos se refieren a la misma especie. La clasificación es controvertida entre los científicos y la clasificación original bajo el género Brachydanio fue declarada recientemente inválida.

Apariencia del Danio perla

El Danio perla cuyo nombre describe sus colores iridiscentes, es uno de los peces de agua dulce más atractivos del mundo de los acuarios. Su cuerpo azul-violeta se ve acentuado por una franja naranja-roja que va desde la mitad del cuerpo hasta la cola, lo que le da un aspecto nacarado. A diferencia de las hembras, los machos suelen tener un tinte rojo en el abdomen. La especie tiene una cola bifurcada y dos pares de barbos.

Los especímenes silvestres rara vez se encuentran en el comercio, la gran mayoría son criados comercialmente en el sudeste asiático o en Europa del Este.

Comportamiento y socialización

Los Danios perla son muy pacíficos, lo que los convierte en peces ideales para un acuario comunitario. Como esta especie no tiene requisitos especiales en cuanto a la química del agua, puede socializarse con muchos peces de acuario. Entre ellos se encuentran los peces pequeños tipo carpa, los tetras, los peces arco iris, los peces de vida, los siluros, las lochas y los peces laberinto. Los socios del tanque de otros países de origen también son una opción, como. Balitora o Rasbora. Sin embargo, asegúrese de tener en cuenta el tamaño y las condiciones del agua a la hora de elegir a sus compañeros de tanque.

Al igual que otros miembros de la familia Danio, los danios iridiscentes viven en bancos y deben mantenerse en grupos de al menos seis a diez peces.

Hábitat y cuidados de Danios perla

El Danio perla se puede encontrar en varios hábitats, lo que es de esperar debido a su amplia gama y adaptabilidad. Dependiendo de la ubicación, el hábitat varía desde arroyos claros y ricos en oxígeno con sustratos rocosos hasta aguas estancadas como estanques, zanjas y arrozales.

Sustrato: Se recomienda para el acuario un hábitat bien plantado y que se asemeje a un río o arroyo caudaloso. Un sustrato oscuro de rocas y grava con algunas piedras más grandes es una buena opción.

Plantas de acuario: La plantación debe ser densa en los bordes, como en las orillas de los arroyos, proporcionando abundantes escondites. Las plantas del género Microsorum, Bolbitis o Anubias son una buena opción para esta especie.

Filtro del acuario: La filtración debe ser buena y las salidas de agua adicionales deben proporcionar el flujo adecuado, mientras que deben evitarse los movimientos tipo arroyo.

Tapa del acuario: El danio iridiscente es conocido por saltar a través de los huecos más pequeños de la tapa, por lo que ésta debe sellar bien el acuario.

Decoración del acuario: Además de las piedras, las raíces o ramas de madera a la deriva son una posibilidad para dar al acuario la apariencia de un arroyo.

Temperatura y parámetros del agua: Los danios iridiscentes aceptan temperaturas del agua entre 16 y 25 °C, lo que les permite mantenerse en el interior sin necesidad de calefacción adicional.

Se acepta un valor de pH entre 6 y 8, lo que permite mantenerlos con muchos otros peces.

Aunque no exigen ningún parámetro del agua, se sienten más cómodos en aguas neutras, de blandas a ligeramente duras.

Zona de nado: Nadan a todos los niveles, pero debido a su tendencia a saltar, el tanque debe estar bien cubierto.

Tamaño del acuario: Como necesitan mucho espacio para nadar, son preferibles los acuarios más largos con plantas en la pared trasera y en los laterales. El acuario debe tener una longitud de borde de 90 x 30 cm.

Iluminación del acuario: Sus colores iridiscentes se muestran mejor con una luz cenital reflectante, y les gusta especialmente la luz del sol a primera hora de la mañana.

Conclusión: Como peces extremadamente robustos y fáciles de cuidar, los danios iridiscentes son excelentes para los principiantes en acuariofilia.

Danio perla: dieta y alimentación

Los análisis del contenido estomacal han demostrado que esta especie se alimenta principalmente de insectos acuáticos y terrestres y sus larvas. Mantenidos en el acuario, los Danios perla aceptan todo tipo de alimento vivo, congelado y en escamas. Para mantenerlos sanos, aliméntelos con comida tropical en escamas o granulada de alta calidad, así como con comida congelada y viva, como tubifex, larvas de mosquito, artemia y dafnias.

Diferencias de sexo en el Danio perla

Las hembras son ligeramente más grandes que los machos y están más rellenas. Los machos son más pequeños, más delgados y más coloridos. Los machos suelen tener una coloración roja en la parte ventral.

Danios perla macho y hembra tienen un aspecto muy similar. La diferencia se aprecia mejor durante la época de desove, cuando la hembra está llena de huevos.

Cría del Danio perla

Danios perla son peces fáciles de criar que ponen huevos. Si los peces se mantienen en un acuario bien plantado y bien aclimatado, es posible que empiecen a desovar sin ninguna otra acción por su parte.

También puede fomentar el desove y así obtener específicamente más crías si crea condiciones óptimas para ello.

Prepare uno o varios acuarios pequeños de 20 a 30 litros llenándolos sólo parcialmente de agua. Debe haber plantas de hoja fina en el tanque, ya sea flotantes o plantadas en grupo. Debes extender una red o rejilla fina sobre el fondo para que los huevos caigan a través de ella pero los padres no puedan alcanzarlos. Como alternativa, puede utilizar piedras más grandes o canicas como sustrato. Ambos permitirán que los huevos caigan en los huecos y sean así inaccesibles.

La iluminación en el tanque de cría debe ser baja. El agua debe tener un pH entre ligeramente ácido y neutro y una temperatura entre 25 y 30 °C. El nivel del agua debe ser de 10 a 15 cm. El nivel de agua debe ser de 10 a 15 cm.

Un pequeño filtro es suficiente para filtrar el agua, creando una ligera corriente a lo largo de todo el tanque.

Método 1

Tome un grupo de ejemplares adultos, las hembras con los vientres más gordos y los machos con los colores más vivos. Al reunir el grupo, tome la mitad de hembras que de machos.

Para iniciar el desove, llene lentamente el tanque con agua fría durante varias horas. El lento llenado simula la temporada de lluvias en el hábitat natural. Las parejas desovaran a la mañana siguiente.

Método 2

Como alternativa al método 1 de la temporada de lluvias, ponga primero las hembras en el tanque de cría y unos días después duplique el número de machos. En cuanto se añaden los machos, se forman parejas que abandonan el grupo para dispersar los huevos.

Retire los peces adultos tan pronto como se complete el desove, ya que de lo contrario intentarán comerse los huevos.

Para evitar la formación de hongos, mantenga el tanque a oscuras mientras se desarrollan los huevos. Los alevines eclosionan en un plazo de 36 a 48 horas y deben ser alimentados con gambas de salmuera o infusorios recién eclosionados.

Los jóvenes Danios perla crecen rápidamente y nadan libremente después de seis o siete días. Los alevines pueden criarse con alimento seco finamente molido o con alimento comercial para peces polvo.

Ficha Danio perla

Clasificación: Orden: Cypriniformes – Familia: Danionidae – Género: Danio
Nombres comunes: Tetra Cardenal, Neón Cardenal, Tetra rojo
Nombre científico: Danio albolineatus, Blyth 1860
Sinónimos: Nuria albolineata, Blyth1860; Danio albolineatus, Blyth 1860; Danio-Stoliczkae, Tag 1870; Danio tweediei, Brittan 1956
Coloración: Cuerpo azul-violáceo con rayas naranja-rojas
Hábitat/origen: Asia
Esperanza de vida: 5 años
Tamaño del pez: 5 – 5,5 cm
Temperatura: 16 – 25 °C
Valores de ph: 6,0 – 8,0
Dureza total del agua: 5 – 19 °dGH
Dureza de los carbonatos:
Tamaño del acuario: 90 litros, longitud del borde 90 cm
Región en el tanque: todas las zonas de nado
Alimentos: Omnívoro: alimento en escamas, alimento vivo, alimento congelado, preferentemente alimento cárnico.
Comportamiento: muy pacífico
Cantidad de animales: 6 – 10
Nivel de dificultad: Principiantes
Crianza: fácil
Compatibilidad: Tetras, peces arcoiris, peces vivíparos
peces gato, lochas, peces laberinto
Foto de portada: Sc99cs